Nosotros definimos inteligencia de negocio como las herramientas que permiten controlar una empresa o organización de forma muy fácil, en tiempo real, y con información verdaderamente útil para tomar decisiones que influyan rápido en los resultados (a través del control de costes, de  las acciones de marketing y ventas, de la producción, de las finanzas, y del análisis de la eficacia de todas nuestras decisiones).

Según Wikipedia, la inteligencia de negocios o BI (business intelligence) es el conjunto de estrategias, aplicaciones, datos, productos, tecnologías y arquitectura técnicas, que están enfocados a la administración y creación de conocimiento sobre el medio, a través del análisis de los datos existentes en una organización o empresa.

La inteligencia artificial es una realidad, y es muy fácil y barata de implantar en relación con los beneficios que genera. Constituye una verdadera revolución en la gestión de los negocios, ya que nunca, con anterioridad, se pudo compilar de una forma tan rápida, eficaz y completa, toda la información importante (y menos importante) de una empresa para obtener conclusiones casi al momento en que se producen los hechos.

De hecho, quizás un panel de mando gestionado en base a la business intelligence sea una de las demostraciones más visibles de los avances de la tecnología, y sea una de las herramientas más potentes para la transformación digital en las empresas, también accesible a pymes.

Alguno de vosotros ya habrá intuido que el concepto de BI tiene bastante que ver con Big Data. Efectivamente, la inteligencia de negocios se relaciona con una enorme cantidad de datos que podemos recopilar, almacenar, y cuyo adecuado tratamiento nos puede dar una valiosísima información para gestionar empresas, si no fuese por lo difícil que es tratar con enormes cantidades de datos.

En inteligencia de mercados, también existen (como en mercadotecnia) las 4P: plan, posición (medio para ubicar a la organización), patrón (modelo consistente) y perspectiva (la forma de percibir el mundo).

¿Por qué hablamos de “inteligencia”? Porque estamos creando con BI modelos de análisis de datos que generan todo tipo de cruces entre ellos, de tal forma que sólo tenemos que elegir aquellos que nos resultan útiles. Son sistemas predictivos, que incluso se anticipan a posibles requerimientos de los gestores. Es como si “pensasen” por nosotros.

En Talentium somos expertos en introducir aplicaciones de inteligencia de negocio desarrolladas por Microsoft, de una forma muy económica, rápida y eficiente. Para ello contamos con plantillas prediseñadas y trabajos previos que permiten una alta velocidad de implantación, y utilidad desde muy pronto de los datos recopilados. Recogemos datos de los sistemas informáticos y aplicaciones que usa habitualmente la empresa: de su ERP, de su CRM, de Google Analytics, o de otros sistemas que pueda utilizar para la gestión. El resultado de combinar estas diferentes fuentes da una potencia de análisis que sólo podemos definir como brutal, en relación con todo lo que existía hasta el momento.

Y la otra revolución asociada, además de la potencia en el tratamiento de datos, es la forma en que se presentan los diferentes cuadros y gráficos que resumen, a nuestra medida, todos los parámetros que se están moviendo en la empresa. Es una presentación visual e intuitiva. Estamos hablando de gráficos facilísimos de entender y de manejar, pasando de los datos generales a los detalles simplemente pinchando con un ratón en aquellas partes del gráfico en las que queremos obtener más información, o podemos jugar a crear nuestros propios patrones. Y con colores atractivos, y titulares breves muy elegantes. Es bueno, bonito… ¡y barato!

Y la tercera característica revolucionaria es el tratamiento de la información en tiempo real. No tenemos que esperar a cierres, a la generación de complejas hojas de cálculo que compilan información, o a que tal o cual persona introduzca en su sistema el reporte de trabajo. Podemos manejar una cantidad enorme de datos muy diferentes, asociarlos, y sacar conclusiones, a medida que los sistemas de recogida los obtienen.

Por ejemplo, el módulo de finanzas nos puede permitir el control en tiempo real de todas las cuentas bancarias en la misma pantalla. Parece increíble, ¿verdad? Pues es sólo una pequeñísima parte de lo que puede hacer este módulo para la gestión de tesorería y financiera en la empresa.

Por supuesto, el módulo de ventas es de lo más trabajado, y muy potente. Desde los comparativos por cualquier período, por vendedor, por área geográfica, por familia de producto, análisis de ventas y márgenes, rentabilidad de cada elemento (vendedor, delegación, zona, familia, etc.). Un verdadero lujo para la dirección de ventas o marketing, ya que, además, ¡podemos enlazar con todos los datos de nuestra actuación online!

Otro módulo importante es el de producción, en donde el control de stocks, tiempos, despilfarros, puntos críticos, etc., nos puede generar muchos ahorros y mejorar la calidad y el control. Podemos recoger la información directamente de las máquinas, del sistema de control horario, o de sensores.

Evidentemente, el resumen final sería la monitorización global de la empresa en un módulo que compila los datos más importantes de todas las partes que se relacionan con la generación de resultados, y que nos permite tomar decisiones, insistimos, en tiempo real.

Pero las aplicaciones de business intelligence llegan mucho más allá. Imaginemos que instalamos sensores para el control de la salud de animales en una explotación ganadera. ¡Esta información la podemos incluir en los análisis de BI!. Podríamos relacionar, por ejemplo, las enfermedades con la productividad, de una forma matemáticamente muy precisa. O generar estadísticas que nos ayuden a prever posibles problemas futuros.

Nuestra propuesta de business intelligence, no sólo es válida para empresas, sino también para organizaciones y administraciones públicas. En pymes, partimos de un coste mensual de sólo 1.200 euros, incluyendo la implantación de Power BI, asistencia gerencial, y mantenimiento del programa. ¿A que es increíble?

¡Contacta con nosotros para más información!